Curso de pasteleria: Torta de tres leches

Como hacer una Torta de tres leches

 

Este pastel, de origen centroamericano, se caracteriza por la humedad y esponjosidad que posee. Es la combinación de las leches, ingrediente que destaca sobre los otros, quien aporta dichas características. 

Es una torta ideal para quienes buscan sabores suaves, no relajantes. Si a ti te gusta saborear pasteles que no sean extremadamente dulces, no debes dejar de preparar y degustar esta preparación. Segura estoy que se transformará en una de tus preferidas. 

Ingredientes:

1 biscochuelo de vainilla

1 tarro de leche condensada

1 tarro de leche evaporada

1 tarro de crema (250 gramos)

1 receta de crema pastelera

½  receta de merengue italiano

Procedimiento:

 1.- Divide el biscochuelo en tres discos de similar altura. Recuerda que te puedes ayudar demarcando la zona a dividir con palitos de fósforos sin usar. El corte se realiza con un cuchillo de sierra, para evitar desmigar los discos. 

2.- Une las tres variedades de leche. En un recipiente limpio, mezcla la leche condensada, la evaporada y la crema. Puedes emplear un batidor manual.

3.- Coloca un disco en el molde y humedécelo con un tercio de la preparación de leches.

4.- Cúbrelo la mitad de la crema pastelera. Tapar con el segundo disco y realiza el mismo procedimiento. Vale decir, humedece y luego cubres. Finalmente tapas la preparación con el tercer disco.
5.- Coloca la preparación en el refrigerador por, al menos dos horas. Así logrará tomar firmeza. 

6.- Desmolda la preparación. Debes tener cuidado al minuto de sacar la torta del molde, pues si éste no es desmontable, la preparación puede caerse. 

7.-  Cubre con abundante merengue. Puede decorarla con picos o con el empleo de una manga y pico pastelero. Te recomiendo emplear el merengue italiano, pues por su método de preparación es un merengue que pasó por un proceso de cocción, por lo tanto no se desvanecerá con el aire. 

6.- Dora el merengue, para que tome un lindo color a oro. Lo ideal es realizarlo con un pequeño soplete de repostería. Pero si no lo tienes. ¡No te preocupes! Emplea aquellos sopletes manuales que venden en las ferreterías. ¡Son muy prácticos!

 7.- Coloca la torta por un día en el refrigerador, antes de ser servida.

 ¿Crees que puedas aguantar dicho tiempo para saborear esta preparación? ¿Piensas que tus niños no se tentaran con el merengue mientras este en la heladera? Prepárala y verás.

Claudia González 

No olvides suscribirte gratis (arriba a la derecha), para que lleguen los artículos directamente a tu e-mail, además no dudes en escribirme un comentario con tus dudas, yo personalmente te responderé

DonaciónGRACIAS POR AYUDARME A MANTENER ESTE SITIO ACTIVO DONANDO US$1
 

About these ads
Esta entrada fue publicada en Curso de reposteria y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s